Semanario Crítico Canario
Diferencias, sí. Alienación, no

Este artículo lo publica

Agustín Bethencourt nace en Gran Canaria en 1972. Estudios de lengua y cultura rusas en la Universidad de Las Palmas de Gran Canaria . Vive en Moscú de 2002 a 2007. Tras 8 años viviendo en Bruselas, en 2016 se muda a Viena, desde donde sigue muy de cerca la realidad de Europa Central y Oriental. Miembro fundador de la revista Tamaimos.com y de la Fundación Tamaimos.

La Gaveta

Diferencias, sí. Alienación, no

Publicado originalmente el 6 de noviembre de 2008

Pienso firmemente que en Canarias debe haber gente de derechas y de izquierda; conservadora y progresista; liberal y socialista; religiosa y atea; hetero y homosexual. En suma, que se deben dar todas las tendencias politícas, religiosas, sociales, etc. de una sociedad contemporánea en el mundo occidental: el mundo en donde Canarias se ha encuadrado históricamente.

Y pienso que esto deber ser así, no como una fatalidad, sino como una fuente de diversidad, de debate incesante, de fuerza y de riqueza.

Así pues se cae de maduro que no pretendo -ni quiero- que todo el mundo esté de acuerdo conmigo cuando hablo, cuando expreso mis opiniones, mi punto de vista, mi cosmovisión.

Ahora bien, algo que digiero con dificultad es la cerrazón y el descentramiento. Dos fenómenos que, en mi opinión a menudo van de la mano y que están fuertemente enraizados en los cuarenta largos años de oscurantismo franquista en que el régimen anterior sumergió a Canarias.

Así, me cuesta entender como alguien te puede responder a la pregunta (que tú haces desde Europa): “¿Cómo está el tiempo por ahí?” de este modo: “Buff, ¡está cayendo una nevada en Bilbao!”. Y lo alucinante del caso es que la persona que te lo dice no parece caer en lo ilógico e insensato de su respuesta. ¡Alguien desde el noroeste de África te habla del clima del Mar Cantábrico como si fuera el suyo!

Esto en lo que se refiere al descentramiento.

¿Pero qué decir de la negativa sistemática a intentar siquiera ponerse en el lugar de los demás, a intentar entender el por qué alguien defiende algo diferente a lo que yo defiendo, a intentar sentirme por un segundo la otra persona, a meterme en su piel? Esto es algo muy arraigado en ciertos sectores de nuestra población, independientemente de sus ideas políticas, de sus convicciones religiosas o de su orientación sexual. Es el sello de la escuela nacionalcatólica: o piensas como yo o estás equivocado. Es la verdad, estúpido.

Sí, como decía digiero mal esta cerrazón y este descentramiento que tienen su origen más inmediato en la experiencia franquista de nuestros padres y abuelos (¡una experiencia, en algunos casos, de 40 años, no lo olvidemos!).

Pero, por difícil que me resultara digerir todo esto, hasta hace unos días, yo pensaba que las generaciones más jóvenes, las que no habían vivido el franquismo, estarían en condiciones de mostrar más empatía por quienes no piensan o son como ellos.

Hasta que Iván Suomi publicó una estupenda entrada y pude leer lo que alguien escribía sobre “colonias” y “pelotas” a pie de texto. Y entonces se me encendió la bombilla: un sector de la juventud isleña está coqueteando con el fascismo (si no practicándolo ya abiertamente) y ha decidido añadir a su cerrazón un nuevo descentramiento: ahora ya no somos españoles de La Mancha y olé, no, qué va; ahora somos aborígenes alzados contra la sangre europea colonizadora.

Conmigo, desde luego, que no cuenten, ni los españolísimos feriabrilistas, ni los tecnoguanches. Ambos están sordos a lo que no sean sus propias ideas y demasiado alejados de su realidad como para ver más allá de sus narices.

Pero, ¿y de Canarias? ¿Quién va a ocuparse de Canarias?

¡Compártelo!
Share on Facebook
Facebook
Tweet about this on Twitter
Twitter
Email this to someone
email

Este artículo lo publica

Agustín Bethencourt nace en Gran Canaria en 1972. Estudios de lengua y cultura rusas en la Universidad de Las Palmas de Gran Canaria . Vive en Moscú de 2002 a 2007. Tras 8 años viviendo en Bruselas, en 2016 se muda a Viena, desde donde sigue muy de cerca la realidad de Europa Central y Oriental. Miembro fundador de la revista Tamaimos.com y de la Fundación Tamaimos.

Reacciones
  • Lo que ocurre, Ricardo, es que yo creo en la política como una actividad participativa; en la que los partidos políticos tengan un espacio (importante, si se quiere), pero no todo el espacio. Ahí es donde entra el tejido asociativo, los medios de comunicación, la gofiosfera… Y creo que podemos aportar mucho entre todos desde una perspectiva propia, autocentrada, con los pies en el siglo XXI y en nuestra realidad concreta: sin necesidad de pasar por Europa ni de ponernos un tamarco ideológico.
    Y sí, amigo Howling, a mí las pelotas que me gustan son las de baloncesto, y no creo que se refiriera a esas nuestro comentador del otro día. Sí, creo que se confunden cosas: se puede hablar de coraje, de valentía, de empuje… y todo ello sin dejar de escuchar. No son cosas que se excluyan mutuamente.

    Un saludo a los dos y gracias por pasarse.

  • Gracias por la parte que me toca =) Desde luego, conmigo que no cuenten tampoco, por si no estaba claro ya.

    De hecho, feriabrilistas y tecnoguanches son igualmente un obstáculo que superar en el desarrollo de Canarias como sociedad madura, como nación, como país, como lo quieran llamar.

  • AHUL.

    Amigo a estas alturas no saber quien es Altahay, Ghomera, etc… es casi un pecado.
    Te aseguro pa tu tranquilidad que seguramente pasa de los 60.

    Pero en algo tienes de razon en lo de fascismo juvenil disfrzado de progre en el movimiento independentista canario, Me refiiero a la censura y al control del derecho de expresion e informacion por algunos moderadores del foro de azarug.

    ESTOS QUE NO CUENTEN CONMIGO TAMPOCO

    Pd.esto me recuerda el dicho aquel de que hoy a un comunista que pedia ayuda y no lo defendi cuandi fui a pedir ayuda yo ya no habia gente.

  • Ahul, Abaceloy.

    Pues la verdad que no, por lo menos yo no sé quién es Altahay, y no creo tampoco que lo conozcan mis compañeros tamaimos. La edad es lo de menos, la cosa es que no quedó muy claro a qué se refería, o más bien será que le di el beneficio de la duda, cosa que no sé todavía si hizo él.

    Pero lo que me llama la atención es eso que cuentas de la censura y el control en el foro azarug. Me consta que allí (como en muchos sitios) hay gente de una y otra valía, pero si es verdad eso que dices de algunos moderadores, menuda hipocresía y qué decepción.

    Por aquí nos vemos.

    Salud!

  • Saludos!

    Estoy a favor de la mayoría de lo que aquí se escribe, aunque puntualizare algunas cosas. Yo sí entiendo a esa gente que se siente “alzado antiespañol” y que grita ¡Fuera Godos! Entiendo que el colonialismo en nuestro país es un proceso histórico bien visible y que la situación política actual es fruto de ese devenir. La respuesta de nuestro pueblo en los años 70, con esas conocidas consignas de lucha, fue exactamente igual a la que se dio en el anticolonialismo del resto del mundo y que aún ocurre. Digo que lo entiendo perfectamente, porque aunque yo intente moderar la praxis seriamente a la hora de debatir y defender mi proyecto de nación, fui uno de aquellos jóvenes (no es que pase de los 30 aun :D). Uno de aquellos jóvenes frustrado por darse cuenta del nimio papel que su propia historia y su país jugaba en la educación que “sufrió”, en la que aun se le corregía al hablar…Que veía la negación histórica que padecía la colectividad en la que estaba inmerso. Yo gritaba fuera godos, entendiendo bien lo que es un “godo”. Y me sentía unido a los indígenas de este país, no como un mero ejercicio de romanticismo barato, sino como continuador, como su descendiente.
    Pasados los años ya no grito tanto ¡fuera godos!, y me muevo bien en el ámbito de la cultura canaria, ejerciendo la investigación etnográfica por mi cuenta. Esa sensación respecto a los antiguos canarios esta aun ahí, reforzada ahora con argumentos tangibles, fruto del rescate, y por las concienzudas lecturas de nuestra historia.
    Dicho esto quiero defender a esos “pibes” que nombra este artículo, son mi gente, son el futuro de este país, los que de verdad lo sienten y pelean por el en la calle, recibiendo muchas veces la caricia de la porra. Esos pibes que con el tiempo van sentando cabeza y descubren que el enemigo esta también dentro. Esos que saben lo que son y luchan por ello, aunque poco a poco vayan mejorando sus argumentos luego de la pasión inicial. Yo no se si sirvo para este país y si quizás sea un radical sin futuro, pero jamás dejare de ser ALZADO, revolucionario e independentista, ojala tenga un hueco entre esos que están llamados a trabajar por Canarias (cosa que yo llevo haciendo mas de una década).
    También quería defender a mi organización AZARUG, la cual formamos muchas personas, y que (mal que pese) continuamos defendiendo desde el año 92 nuestro proyecto de liberación nacional y socialismo (si eso que no esta de moda, que miedo auuuuuuuuuu). Yo estoy donde mismo estaba hace diez años y dentro de veinte igual.
    Para acabar felicitarlos por la web y los podcast los cuales son de lo mas interesante y que sigo, en la medida de mis posibilidades, con gran interés.

    PD Altahay no creo que sea un pibe, me parece que se demoniza mucho a la juventud gratuitamente.

  • Hola pedro, y gracias por tu comentario.

    Creo que lo que comentas está muy cerca de lo que plantea el artículo de Agustín.
    La lucha de los 70 se dio en un contexto distinto del actual, y no creo que haya que restarle valor, al contrario, hay que darle todo el que tiene, cosa que no siempre se ha hecho. Yo también he sentido frustración ante la negación histórica, también sufrí una (des)educación que menospreciaba mi manera de hablar y la de mis padres, conque entiendo bien lo que dices.

    Sin embargo, tú mismo añades que hoy “moderas la praxis seriamente a la hora de debatir y defender mi proyecto de nación”, hablas de ir sentando la cabeza, de ir mejorando los argumentos luego de la pasión inicial… A mí esa me parece la evolución lógica, un enriquecimiento de las ideas, no su abandono; una maduración necesaria si verdaderamente se quiere construir algo, sin que ello signifique olvidar los ideales.

    Lo que pasa es que hay personas que no parecen haber madurado y siguen con un “fuera godos” vacío de construcción, lleno sólo de frustración, incluso rencor. Pero con eso no se construye ni nación, ni pueblo, ni país, ni nada. Personas que no guardan ni respeto hacia los que no compartimos su visión, personas que nos consideran ilegítimos o “malos canarios”. Son esos con los que no queremos tener nada que ver, porque son un obstáculo. Por lo que escribes, tú no te pareces a ellos en nada.

    Estoy de acuerdo en lo equivocado de demonizar a la juventud continuamente. La sociedad tal cual es no la cosntruyó la juventud, precisamente.

    Un saludo y bienvenido, espero nos sigamos viendo por aquí

  • Ciertamente estoy de acuerdo contigo en que existen elementos que no es que estén anclados en una época, sino que usan métodos para expresar sus ideas nada adecuados, cayendo rápidamente en el fanatismo más esperpéntico y no dejando lugar para ellos en esta sociedad. Yo entiendo a esas gentes. Hay que intentar comprender a una generación derrotada, cuya estrategia de liberación fue condenada al ostracismo, sufriendo muchos de ellos la represión. Es normal que se deriven toda una serie de problemas en torno a esto. Yo tengo amistades que caen en esos errores, pero intento comprenderlos. Entiendo ese componente de rencor que existe, porque quizás yo también a veces sea un exaltado y me deje llevar por la frustración que supone Canarias y su historia.

    Dicho esto vuelvo al tema de los pibes. Trato habitualmente con muchachos de nueva militancia que podrían asustar al amigo Agustín, llevo años conociendo a gente así y por fortuna muchos de ellos con el tiempo cambian. No dejan a un lado las ideas “radicales”, aún continúan en la raíz de los problemas, pero simplemente aprenden a defenderlas mejor. Pienso que muchos de esos pibes de corazón, que sienten la tierra, son un gran valor para este país y que con la correspondiente maduración pueden hacer mucho por el futuro. Aunque me temo, y esta es una opinión mía, que muchas nuevas organizaciones que surgen, así como la “radicalización” de las juventudes de CC o NC, alejen a muchos de esos pibes de la verdadera lucha por su tierra introduciéndolos en la defensa de intereses ajenos a su clase o su pueblo. Ese es el problema, pienso que el nacionalismo “per se”, que es el que achaco a lo que critica Agustín, puede conllevar cosas muy peligrosas, sino tiene un matiz social, a manera de contrapeso. El nacionalismo como ideología puede resultar penoso.

    Gracias por tu comprensión.

  • Necesitamos saber que eres humano * Tiempo de espera agotado. Recarga el CAPTCHA con el icono de flechas.

    [mailerlite_form form_id=1]
      Colaboradores
    • Batata News
    • Fundación Tamaimos
    • Creando Canarias
    • Entre chácaras y tambores
    • Javier González Moreno
    • Edmundo Ventura
    • Jorge Stratós
    • Aníbal García Llarena
    • Rumen Sosa
    • Yaiza Afonso Higuera
    • Luis Miguel Azofra
    • José Luis Angulo Santana
    • Rucaden Hernández
    • José Farrujia de la Rosa
    • Antonio De la Cruz
    • Isabel Saavedra
    • Pleiomeris
    • Fernando Batista
    • Canarias Top Music
    • Antonio Cerpa
    • Manolo Ojeda
    • José Fidel Suárez Vega
    • Pedro Delgado
    • Aniaga Afonso Marichal
    • Ayoze Corujo Hernández
    • Jose Ángel De León
    • Fernando Sabaté
    • Lorenzo Méndez
    • CristianSF
    • Aridane Hernández
    • Juanjo Triana
    • Jorge Pulido
    • Miguel Páez
    • Dácil Mujica
    • Avatar
    • Cristian SB
    • Rubén Jiménez
    • Dani Curbelo
    • Pablo Ródenas
    • Echedey Farraiz
    • Avatar
    • Pedro Hernández Guanir
    • Ciara Siverio
    • Javier Guillén
    • Doramas Rodríguez
    • CSO Taucho
    • Avatar
    • Javier Castillo
    • Armando Ravelo
    • Avatar
    • Gabriel Pasternak
    • Avatar
    • Agoney Baute
    • David Martín
    • Arturo Caballero
    • Avatar
    • Nicolás Reyes González
    • Avatar
    • Avatar
    • Álvaro Santana Acuña
    • El pollo de Andamana
    • Estrella Monterrey
    • Emma Rodríguez Acosta
    • Avatar

    Buscamos colaboradores.

    ¿Tienes inquietud por lo que pasa en Canarias y quieres expresarte a través de Tamaimos.com?

    Contáctanos. Más información aquí

    ¿Te gusta Tamaimos y quieres ayudarnos a mejorarlo?

    Puedes hacer una donación. Más información aquí
    ¿Qué es Tamaimos.com? ¿Qué es la Fundación Canaria Tamaimos?